Jefe policial arengó a sus efectivos con el popular refrán “quien se rinde…”

Desde la ciudad de Tarija los policías se hincaron, oraron, quemaron la carta enviada por el Ministro Carlos Romero Bonifaz de convocatoria al diálogo y pidieron que destituyan al Comandante General de la Policía Boliviana, general Yuri Vladimir Calderón. “No es un comandante que ha sido puesto por méritos, ha sido puesto por este gobierno, si este gobierno se va, él también tiene que irse”, gritó el coronel Rivas.

“Yo pido públicamente que lo destituyan (a Calderón)” dijo el coronel Aníbal Rivas, quién supuestamente fue destituido por haber cantado “quien se cansa, quien se rinde”, pero inmediatamente todos los policías comenzaron a gritar “motín Policial, motín Policial”. “La guarnición policial de Tarija, pide la destitución de este mal comandante, porque no es un comandante que ha sido puesto por méritos, ha sido puesto por este gobierno, si este gobierno se va, él también tiene que irse”, gritó Rivas.

Estas expresiones fueron vertidas en la plaza Luis de Fuentes y Vargas de la ciudad de Tarija, cuando los policías amotinados, a la cabeza del coronel Rivas, llegaron ahí para quemar la carta enviada por Romero.

En esta carta, el ministro convocaba a los policías a un diálogo para tocar tres puntos, la nivelación salarial, la jubilación del 100 por ciento % y tratamiento de la Ley 101.

El representante de los familiares de los Policías, José Luis Paniagüa, dio lectura a la carta y exclamó que rechazan rotundamente la carta y procedieron a quemarla delante de todos los presentes, mientras el pueblo gritaba “no están solos…”.

Recordó que el actual gobierno cuando la policía se amotinó el 2003, se comprometió a cumplir esas exigencias, pero que pasaron casi 15 años y no cumplió ninguna de ellas y agradeció a la ciudadanía que demostró que está con su Policía, y aseguró que la Policía también está con su pueblo.

El coronel Rivas, agradeció a los presentes y recordó que “ya van a ser dos años que estoy yo en Tarija, designado, realmente me he da´o cuenta que est…” y no pudo continuar, porque se le hizo un nudo en la garganta.

Tras varios segundos continuó “son una linda tierra, son gente cariñosa, por eso nosotros vamos a estar con todos ustedes, muchísimas gracias gente hermosa, gente que está con su policía”, concluyó.

Tras este mitín en la plaza central, todos los policías retornaron cantando a la Estación Policial Integral Central, para continuar con su “motín Policial”.

Motín Policial

El motín policial comenzó la tarde del viernes en las instalaciones de la Unidad de Tácticas y Operaciones Policiales UTOP, posteriormente en horas de la noche, comenzaron amotinamientos policiales en el resto del país.

Del mismo modo, la noche del viernes, en la EPI Central se realizó el motín policial, y se esperaba que el comando departamental también declarara motín.

En ambos lugares había una gran cantidad de ciudadanos, pero el coronel Rivas y el Comandante Departamental de la Policía, Miguel Ángel Prieto, solo indicaron que están con su pueblo, pero nunca dijeron que se amotinan.

Fue cuando el coronel Rivas dijo, “quien se cansa” y la gente respondía “nadie se cansa”, nuevamente el coronel dijo “quien se rinde” y la respuesta fue “nadie se rinde”, continuó Rivas “Evo de nuevo” y la respuesta fue “huevo car….”, y finalmente el coronel dijo “eso mier…”.

Por estas palabras es que desde La Paz anunciaron la baja inmediata del coronel, quien ayer explicó que para eso se tiene que realizar primero un proceso.

Ayer amanecieron amotinadas varias entidades policiales, pero Paniagüa explicó que, en cada una de estas entidades, se deben quedar algunos policías para resguardar los edificios y las cosas.

En todas las entidades policiales se pedía que llegue gente para resguardar a sus policías, además que deben apoyarlos con alimentos y agua.

A media mañana de ayer, todos los policías amotinados se dirigieron hasta el Comando Policial, siempre resguardados por la población, para pedir a los oficiales que se unan al amotinamiento, pero no recibieron una respuesta positiva, por lo que retornaron a la EPI Central.

Paulatinamente se fueron registrando los amotinamientos en otros lugares, pero el motín que más impactó fue el de la EPI Los Chapacos, porque fueron alrededor de 45 efectivos que hicieron un recorrido desde esa EPI, hasta la EPI Central.

Fue una larga caminata, pero todos estuvieron siempre resguardados por un cerco humano que lo acompañó a pie, además hubo una gran cantidad de motos y vehículos atrás y delante de esta marcha.

Cuando llegaron a la plaza central, y antes de ingresar, todos los policías se pusieron de rodillas y realizaron una oración, donde se logró escuchar que pedían por todos los policías y sus familias.

Además, pedían a Dios que los guarde, “gracias padre porque en ti confiamos siempre amado señor, bendito sea tu nombre señor, en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, amén” concluyó el policía que dirigió la oración, y todos los presentes respondieron “amén”.

Vigilias

Por otro lado, se pudo observar a muchas personas, sobre todo jóvenes, que mantuvieron la vigilia en los alrededores del Comando, de la EPI Central y Morros Blancos, y que además muchos de estos jóvenes se quedaron a dormir en estos lugares.

En la madrugada, Nuevo Sur llegó por estos sitios y pudo observar que muchos se hicieron sus camas en el suelo, resguardando a las EPIS y otras infraestructuras policiales.

Estos jóvenes recalcaron que no son de ningún partido político y del comité cívico, que, si están en estos lugares, es por convicción de lo que Bolivia necesita.

Sé el primero en comentar en «Jefe policial arengó a sus efectivos con el popular refrán “quien se rinde…”»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


A %d blogueros les gusta esto: