Patentan nuevo instrumento musical de viento “Made in Tarija”

Alberto Martínez, músico maestro en instrumentos de viento nos destaca su vida la cual llevó a la construcción de instrumentos y uno nuevo que pretende ser patentado por su persona.

INFLUENCIA MUSICAL

La influencia musical vino desde su madre que fue pianista pero no había piano así cuando salió a conocer el tema de instrumental.

Conociendo los diferentes instrumentos que se cuentan, tuvo inclinación en los instrumentos de viento, desde que estaba en la finca por el Rincón de la Vitoria, veía  a los chapacos tocar erque y quenilla y fue el instrumento que más le llamó la atención, para era un gusto tener una quenilla.

Posteriormente llega el año 77 y los profesores de música daban a los estudiantes como obligatorio de aprender un instrumento musical, esto como parte de la materia. “Yo me motivé cuando el conjunto Savia Andina estaba de moda, cuando comenzó y me inicié en la zampoña que fue mi pasión”, destacó.

Llegado el momento, su primo Edgar Ávila Echazú le dijo que tenía que aprender música y conoció al maestro Ernesto La Faye con quien inició su vida de información musical con flauta dulce para luego pasar a flauta a nivel concierto con ese instrumento. Leer y escribir música desde un principio, me dijeron que iba a aprender en 6 meses y yo aprendí en 4 meses porque estaba motivado”, nombró.

La condición que tenía con el maestro de aprender a tocar los instrumentos de viento era que inicialmente toque primero el oboe ya que necesitaba un “oboestista”, “Me dijo, hijo usted aprendió a tocar flauta dulce, ahora usted va a aprender lo que yo le pida porque necesito un oboetista, mi fin, yo quería flauta traversa”, explicó.

SU HISTORIA

Martínez estudió con emoción en el año 1978, 1979 y 1980, después cuando ya dio conciertos en oboe formando parte de un trío y un quinteto, su maestro decidió pasar a enseñarle a tocar flauta traversa, hasta 1981 se alejó de Ernesto La Faye.

“Hasta el 84’, después de 5 años volví con él a estudiar y tocar flauta traversa en serio, el oboe prácticamente lo había dejado de tocar, seguí mi trayectoria con el maestro y mi formación desde el año 85’ hasta el 88’, en que falleció, él antes, sabiendo de mi formación me dijo, hijo tú tienes que seguir con otros maestros porque yo hasta aquí llegué contigo, él partió para la otra vida”.

Ya que La Faye no estaba presente, Beto Martínez volvió a tocar el oboe, flauta traversa, quena y zampoña hasta tal punto que terminó tocando en la ciudad de La Paz acompañando a Erick Ocampo y uno de los integrantes de la agrupación boliviana “Wara”, Dante Usquiano.

 “Me dice Beto queremos invitarte a que formes parte de Wara, yo sorprendidísimo, qué tocaban en Wara, flauta traversa, quena, zampoña y oboe, me llevaron por el oboe porque era el primer conjunto donde sonaba el oboe, se decía que del conjunto folklórico, la novedad era un chapaco en un conjunto colla”, indicó.

Continúo con su trayectoria y retornó hasta la capital tarijeña, iniciando con otros colegas el grupo SONORUS el cual tuvo éxito a nivel nacional e internacional ya que fueron invitados dos veces a realizar presentación en España.

Siempre estuvo inclinado por la fabricación de instrumentos. “Yo me fabrico los instrumentos, fabrico quenas, zampoñas hasta tal punto que fabrique una flauta dulce contra alto con la que di un concierto juntamente con un clave sin que construyó Amado Cadena, vino una japonesa a tocar el clave sin y yo toqué mi flauta contra alto, obras de Bagtelman, música barroca, tanto fue mi entusiasmo porque compartí con buenos músicos como: Alcides Mejías de Savia Andina, un brillante flautista Guillermo Luna que fue alumno, ahora puedo decir que es mi maestro y motivado por eso entré a la investigación y darle un color nuevo a la flauta traversa haciendo un Cabezal Quena”, anunció.

El “Cabezal Quena” que estuvo trabajando hace varios años, esto me llevó a la ciudad de La Paz, al SENAPI, donde dispuse de un abogado para contar con la patente, luego de tres años, aproximadamente hace 4 meses le informaron que la patente está casi lista, entré al examen de fondo pero no se tuvo al técnico capaz de definir esta situación y pasó el término por lo que tendrían las patentes. “Yo feliz, pero pasa un mes y me dicen que todo está mal y se tiene que hacer todo de nuevo, no importa, ya estoy mandando los resultados que salió hace dos años publicado en una gaceta oficial y quiere decir que tengo la prioridad, esa posibilidad”, expresó.

Se espera también sentar el precedente mediante este medio de comunicación, pudo decir que parte de su vida musical, de Luthier en instrumentos de viento, está logrando algo que por primera vez se plantea en Bolivia y tiene el orgullo de incluir este nuevo instrumento, como es la quena, un instrumento andino, instrumento universal como la flauta traversa, ambos fusionados para que se dé un nuevo color, y temática dentro de los instrumentos de viento.

Para dar mayor detalle de este nuevo instrumento tiene que ser también escuchado por lo que se tiene la total disponibilidad de realizar presentaciones en cualquier parte de Bolivia. “Ya la presenté en conciertos privados, manos amigas que me dijeron cuanto tiene que costar la patente para apoyar, ahora quiero adaptar este nuevo dispositivo para conciertos, ojalá haya orquesta y las posibilidades para hacer esto”, finalizó.



Sé el primero en comentar en «Patentan nuevo instrumento musical de viento “Made in Tarija”»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


A %d blogueros les gusta esto: