La montaña de la muerte y de la vida

Nuevamente la montaña abrió sus fauces para cobrar su cuota de vidas humanas este lunes por la mañana, el accidente de una flota de transporte de pasajeros (repetitiva), deja un saldo lamentable y viste de luto a las familias tarijeñas, pasaje que debe considerarse desde varios puntos de vista, considerando que se trata de una ruta (camino) que afecta al departamento en su conjunto… la Cuesta de Sama, que es inspiración de poetas, cantores, bohemios y referencia de Tarija en el mundo, se ha convertido en la montaña de la muerte, pero paradójicamente es la montaña que da vida.

Ocho personas fallecidas, más de 25 heridos, el bus cayó en la zona de Cieneguillas, una de las más feroces en el trabajo de cobrar vidas, ubicada después de pasar las antenas de Entel, ¿cuantos accidentes se contabilizan en este fatídico lugar?… son incontables, el recuento de sus muertos solamente se califican por las cruces que se encuentran a la vera del camino y por las coronas que se envejecen como se envejecen los tarijeños a la espera de una carretera adecuada por la que puedan llegar al norte pero también al Sur.

Hasta la fecha los caminos o carreteras que tiene el departamento, solamente pueden llamarse senderos, por los que transitan a flor de cerro las flotas y cualquier otro medio de transporte. Una carretera anhelada desde hace 12 años en lo que se tiene conciencia, pero seguramente desde mucho más antes.

Hoy esta montaña nuevamente saca su título de montaña de la muerte, hasta el cierre de este editorial se tenían 8 personas fallecidas y algo más de 25 heridos, la muerte saca su guadaña nuevamente en la montaña de Sama. Seguramente las autoridades nuevamente empezaran a hablar sobre la carretera que tiene 8 años de pretender construirla y que avanza de a poco.

Será muy buena ocasión para políticos de la oposición que quieran atacar al oficialismo, olvidándose que cuando eran oficialistas, las muertes se sumaban de la misma manera y la construcción de la carretera comenzó con un prefecto de la oposición.

Pero Sama contradictoriamente muestra otra cara, es la fuente acuífera más importante de Tarija, de sus entrañas nos nutrimos del líquido vital y elemental que da vida, Sama también es la montaña de la vida, no puedo aceptar a Tarija sin la montaña de Sama, pero que bien seria que las autoridades de turno, puedan viabilizar la ruta por falda la Queñua, para que sama solamente quede convertida en una montaña de vida.

La pablara y la decisión está en las manos de las autoridades actuales, más de Bs. 4.000 millones es el presupuesto de este año del departamento, pero no se tiene una brújula para saber conducir la barca y llevar a buen puerto al departamento, con inversiones importantes que puedan dar bienestar a los tarijeños.

Hacemos votos por que se pueda eliminar la montaña de la muerte y nos quedemos solamente con la… Montaña de la Vida.



A %d blogueros les gusta esto: